Hay muchos miedos comunes que enfrentan los emprendedores. Pero si no confrontamos esos retos, los miedos terminarán por consumirnos. Independientemente de cuáles sean tus miedos, ahora es el mejor momento para enfrentarlos y superarlos… De otra forma evitarán que tengas éxito.

Miedo al cambio. El miedo al cambio nos hace sentirnos ansiosos sobre el futuro, y esto sin duda nos llevará a una mentalidad cerrada en la que nos neguemos a hacer los ajustes necesarios a anticipar lo que se nos viene encima.

Miedo al fracaso. Tener un plan B te dará la seguridad necesaria para aventarte a hacer las cosas. Piensa en la posibilidad del fracaso como una oportunidad para intentar algo nuevo.

Miedo de no saber lo suficiente. Si te preocupa no tener la suficiente información o experiencia en cierta área, empieza a rectificar esta situación.

Miedo de comprometerte con gastos. Sí, comprometerte a estos gastos puede parecer un riesgo, pero no lograrás despegar a menos que estés dispuesto a invertirle a tus sueños.

Como emprendedor, asegúrate de que todos los proyectos que estás aceptando te ayuden a construir algo más grande. ¿Estás aceptando trabajos que te alejan de tu misión o de tus objetivos más importantes? ¿O está aceptando proyectos que no le están ayudando a tu reputación? Se vale decir que no a ciertas cosas, para que puedas decirle que sí a las cosas correctas.